sábado, 11 de junio de 2011

¿En qué íbamos a ser tú y yo iguales?

En comprarnos el mismo póster, por ejemplo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

¡Pasa, pasa! A este comentario invita la casa. ;)