martes, 8 de mayo de 2012

Adiós, monstruito

Travis english
Gracias a ti he comprobado que todos tenemos un poquito de Max, que los cuentos nunca mueren, que da igual el tiempo que pase entre historia y suspiro porque siempre volvemos a respirar.

3 comentarios:

  1. El cuento de mi infancia. De los primeros que leí por mí misma. Del que tenía un ejemplar destrozado que mi madre acabó tirándo (muy a mi pesar). Porque las paredes se convirtieron en el mundo entero y la cena todavía estaba caliente.

    Es triste que el mismo día que yo llegué al mundo, él lo haya dejado. Pero los monstruos, Max y su traje de lobo siempre seguirán ahí, ¿no? Y eso es lo importante.

    ResponderEliminar
  2. Noticia triste la de hoy...siempre nos quedarán los momentos que pasamos y en papel, sus obras. Besos!

    ResponderEliminar
  3. Le veremos en los cuentos, chicas ^__^ Es lo bueno de ser escritor, nunca mueres del todo.

    ResponderEliminar

¡Pasa, pasa! A este comentario invita la casa. ;)